Páginas vistas en total

22 de octubre de 2008

Gordiano el Sabueso: Eso es to, eso es to, eso es todo, amigos



Pues sí, amiguitos, un servidor está de despedidas en lo que se refiere a lecturas y series de televisión. Si hace unas semanas me despedía con lágrimas en los ojos de Tony Soprano y su camarilla de cutre-gángsters, ahora me toca decirle adiós a Gordiano el Sabueso, al que durante 9 entregas he acompañado en sus pesquisas por la convulsa Roma de finales de la República. Sí, ya sé que soy un puto coñazo con lo de la Historia de Roma, pero qué le vamos a hacer, me fascina, y recomiendo la lectura de estos volúmenes (se hace muy amena, no tengáis miedo) a todo aquél que esté mínimamente interesado en aclararse un poco con toda la increíble avalancha de acontecimientos que se precipitaron en un corto espacio de tiempo en Roma. La dictadura de Sila, la ascensión de César y Pompeyo, el primer Triunvirato, la rebelión de César, la guerra civil entre Pompeyo y César, el asesinato de César, y aquí paro porque no os quiero liar más. El amigo Gordiano es un detective privado. Se ocupa con singular maestría de investigar turbios asuntos que, generalmente, afectan a la alta sociedad romana, a la nobleza, a los políticos, por lo que se ve envuelto en conspiraciones, asesinatos políticos, juegos de poder, etc. Evidentemente, el amigo Gordiano consigue salir de los casos con el pellejo más o menos intacto, si no no habría 9 libros, qué leches. Nuestro amiguete es un tipo íntegro, cosa bastante difícil en los tiempos en los que se desenvuelve, libera y se casa con su esclava, y adopta a un vagabundo mudo, a un esclavo de Craso, y a otro prenda mudo, ya al final de la serie, amén de tener que liberar a un fornido esclavo que se está, esto, cepillando a la única hija biológica del amiguete Gordiano. Vamos, que el hombre tiene unas tragaderas más anchas que el bullarengue de Falete. Poco creíble, pero el colega se hace simpático. Durante los 9 libracos de la colección asistimos a los encuentros de Gordi con nada más y nada menos que Cicerón, Pompeyo, Craso, Clodio, Celio, Sila, Marco Antonio, Cleopatra, Clodia, Calpurnia, Catilina, Milón, y alguna personalidad más que me dejo. Nada más y nada menos que los protagonistas de una de las épocas más convulsas de la Historia de Roma y, por ende, de la Humanidad Humana. Nuestro amigo Gordi finaliza su periplo y su ajetreada existencia, con una longevidad extraña para la época, en la lejana Alejandría, con un final que no voy a destripar, aunque me muero de ganas por hacerlo. En fin, que la colección está muy apañadita, sin demasiadas pretensiones, pero mola (toma ya crítica literaria, no me extraña que me gane la vida en una fábrica). Yo la he conseguido por mediación del Círculo de Lectores, al que si queréis os puedo apuntar, ya que me regalan una sandwichera con mp-3 por cada incau, digo, nuevo cliente que consiga, y si no creo que están también en edición de bolsillo por Booket. Bueno, qué cojones, a buscarse la vida, que se está muy cómodo ahí, tocándose los huevos, mientras yo me lo curro, a menear el bullarengue. Por cierto, buscando información sobre el amigo Gordiano, me acabo de enterar de que hay dos libros de relatos con más casos de Gordiano (chaval, te estás poniendo un poco pesadito...), llamados "La Casa de las Vestales" y "La muerte llega a Roma". ¡Ah, una advertencia! Cuidado con la bibliografía del amigo Saylor, que antes de dedicarse a temas romanos hizo sus pinitos en la literatura erótica gay, o sea, que a ver si os vais a equivocar y vais a pensar que esos dos señores recios y vigorosos que hacen guarreridas españolas son César y Marco Antonio (aunque hay cierta historia entre César y el rey Nicomedes de Bitinia que, en fin, corramos un tupido velo). Salvete, quirites, y que la lectura de las aventuras de Gordiano os sea de provecho.

1 comentario:

  1. Anónimo1:11 a. m.

    está muy bien, te has leido la colección de Macro y Cato?? si es así que te ha parecido.


    avioncito 24

    ResponderEliminar